Los Vinuesa

Durante generaciones la familia Vinuesa compitió con los Montenegro por el dudoso honor de ser la familia más pobre del pueblo. No tienen apenas tierras y el puesto de maestra que durante mucho tiempo han heredado de madres a hijas las mujeres Vinuesa no da para mucho en un pueblo tan pequeño. Sin embargo siempre se han esforzado en rodearse de una fama de honradez a toda prueba, lo que les otorga también el puesto habitual de testigos y notarios de los acuerdos. Cuando el herrero Sebastián decidió tomar el apellido Vinuesa y unirse a la casa de su mujer, las cosas mejoraron algo para esta familia.

 


Sebastián Vinuesa

Nacido hace ya cincuenta y tres años en la familia Negredo, el herrero Sebastián es el  patriarca de la familia Vinuesa y el hombre más anciano de Valdegrajos. Se dice que antaño su fuerza era tan descomunal como la de su sobrino Ciriaco, pero los años y el humo de la forja han dejado su marca y Sebastián ya no tiene las energías de la juventud.  Junto con el resto de los veteranos del pueblo, procura que las tradiciones se mantengan y suele hablar demasiado de “los viejos tiempos”, cuando su esposa vivía y Valdegrajos estaba lleno de chiquillos ruidosos...

Ver en el árbol de Valdegrajos

 

Angelina Vinuesa

Maestra y notaria de Valdegrajos, Angelina es la hija mayor y soltera del herrero Sebastián. Forma parte de las “fuerzas vivas”, donde su fama de ser honesta a toda prueba le ayuda a la hora de convencer a sus paisanos de que tal o cual acción común es necesaria para el bien de todo el pueblo. Decidida y sin miedo al trabajo, ha sido una gran ayuda dentro de la familia. Muchos se preguntan porqué no se habrá casado, otros apuntan a su carácter fuerte y ser una de las personas más cultas de Valdegrajos como motivos de su soltería.

Ver en el árbol de Valdegrajos

 

Adela Vinuesa

Hija menor y viuda del herrero Sebastián, dicen que de joven Adela era muy similar a su hija Cecilia, la jovencita más dulce, requebrada y piropeada de Valdegrajos. Se casó muy joven con Inocencio Clavijo y tuvo con él tres hijos. Tras la muerte de su esposo en un incendio en la forja, Adela quedó hundida durante años. No ha recobrado del todo la alegría de antaño, aunque actualmente forma parte de las Señoras, y con la boda de su hija es posible que deje finalmente la melancolía detrás

Ver en el árbol de Valdegrajos

 

Aurora Vinuesa

La mayor de los tres hijos de Adela y el difunto Inocencio, Aurora sale más a su tía que a su madre: es tan estudiosa que incluso ha llamado la atención de su tío Diego Clavijo, que la está educando para sucederle como boticaria del pueblo. Es tímida y retraída, afirma valorar el conocimiento más que vivir, y por tanto suele pasar desapercibida, pero  su familia afirma que por el contrario tiene un carácter firme y resuelto que se hace evidente en momentos de crisis.

Ver en el árbol de Valdegrajos

 

Fausto Vinuesa

Aprendiz de herrero, mellizo de su hermana Cecilia y el único hombre nacido entre los Vinuesa en tres generaciones, Fausto es conocido en Valdegrajos por su afición a la forja delicada y la orfebrería.  Sociable y de trato amable, ha hecho con facilidad amistades entre el resto del grupo de los Mayos. Está muy unido a sus hermanas, y aunque su fuerza no puede compararse con la que le dió fama a su abuelo en sus años mozos, nadie duda de su decisión si tiene que partir la cara a quien se meta con ellas.

Ver en el árbol de Valdegrajos

 

Cecilia Vinuesa

Melliza de Fausto, formal y toda una señorita desde niños, Cecilia está dispuesta a empezar una nueva vida al lado de Venancio Clavijo. En estos tiempos difíciles en que no nacen niños y el futuro se presenta sombrío, esa apuesta indica que esta jovencita tiene más valor y energía de lo que  pueda pensarse a simple vista. Si bien no es tan brillante en los estudios como su hermana Aurora, si es lo bastante aplicada como para que su tía Angelina la esté formando como futura notaria de Valdegrajos... y maestra, si la suerte gira y llegan nuevos niños a los que enseñar

Ver en el árbol de Valdegrajos

© 2009 Erebo. Todos los derechos reservados. El blog | Nosotros | Aviso legal | Normas de uso | Contacto